Los Últimos días de Jesús


El que no ama no ha conocido a Dios, porque Dios es amor.

— 1 Juan 4:8

Bill O’Reilly

PRÓLOGO
UN MUNDO CAMBIANTE
AÑOS 63–6 A.C. image JUDEA Y GALILEA

El mundo en el que nació Jesús estaba cambiando. Tras años de vida bastante consistente bajo varios ejércitos invasores, los judíos habían sido conquistados por los romanos, quienes habían alterado la vida diaria en Judea y Galilea. Mucho antes de la llegada de los romanos, los babilonios habían invadido en el 598 a.C., seguidos por los persas, los egipcios, y los sirios. En el 63 a.C. los romanos avanzaron lentamente desde sus baluartes en el mar Mediterráneo, sepultando tierras y gentes en su avance.

Y los romanos no se hicieron con el control de la situación pacíficamente. Invadieron pueblos y ciudades, robando tierra con el simple método de ocuparla. Los soldados de los ejércitos imperiales aplastaban a cualquiera que se les enfrentara o se pusiera en su camino, incluso si pertenecían a grupos tradicionalmente considerados a salvo con invasores civilizados: mujeres, ancianos, y niños.

Los conquistados que eran capturados pero no matados durante las invasiones romanas pasaban a ser esclavos. La economía del Imperio Romano dependía de los esclavos para plantar y cosechar lo que necesitaban sus vastos territorios y para trabajar produciendo artefactos como jarras y otros productos de barro. A quienes no habían luchado y vivían en pequeños pueblos como Nazaret se les permitía quedarse a plantar sus tierras y trabajar en los trabajos artesanales que conocían. Sin embargo, el gran cambio consistía en que ahora tenían que acumular dinero en forma de monedas para pagar impuestos a Roma y las tasas del templo a la jerarquía judía en Jerusalén. Durante cientos de años antes de que esto ocurriera, un granjero pagaba una parte de su cosecha como impuesto a sus gobernantes. Trocaba comida por servicios como la reparación de un techo o bienes como un cabrito. Pero la economía de Judea y Galilea había cambiado. Los impuestos y las tasas eran tan altos que alguna gente tenía que cambiar toda su cosecha por monedas y no tenía suficiente comida para alimentarse. La mayoría de la gente sufría en silencio. Unos cuantos valientes (o locos) se atrevían a hablar.


Enlaces de Descarga


Para activar la descarga es necesario una suscripción. Algunos libros requieren de una suscripción premium.

epub
epub
mobi
mobi
pdf
pdf


Adquiere una suscripción

¿Ya tienes una suscripción?

Ingresa aquí:


DETALLES DE ESTE LIBRO


Más de este autor/tema


No se han encontrado entradas.
Sepa Defender su Fe

Sepa Defender su Fe

Queridos hermanos: Es un hecho que hoy día las sectas pasan casa por casa y hacen una gran labor proselitista. Primero piden muy sutilmente que ...
Ver Libro
Armadura Espiritual Completa

Armadura Espiritual Completa

  La Armadura Espiritual es nuestra protección en estos tiempos de grandes tribulaciones, que nos permite ser defensores de la fe y luchar contra los ...
Ver Libro
Catalina de Siena Vida y pasiones

Catalina de Siena Vida y pasiones

Catalina de Siena (1347-1380) no es, en nuestros días, una santa muy conocida fuera de la orden dominicana y el mundo reducido de los historiadores ...
Ver Libro
Carta Encíclica Redemptor Hominis

Carta Encíclica Redemptor Hominis

El Redentor del hombre, Jesucristo, es el centro del cosmos y de la historia. A Él se vuelven mi pensamiento y mi corazón en esta ...
Ver Libro
Teología de la Tierra I y II

Teología de la Tierra I y II

Dos amigos, que viven en dos mundos diferentes de esta misma tierra americana, han dedicado años de su vida para trabajar en la teología y ...
Ver Libro
Rezar con Alvaro del Portillo

Rezar con Alvaro del Portillo

Vocación a la santidad El Señor quiere, para la generalidad de los hombres, que cada uno, en las circunstancias concretas de su propia condición en ...
Ver Libro
Ciencia de la Cruz

Ciencia de la Cruz

Sentido, origen y fundamento de la ciencia de la cruz En el mes de septiembre u octubre de 1568 el joven carmelita Juan de Yepes, ...
Ver Libro
Nuestra Señora del Buen Suceso

Nuestra Señora del Buen Suceso

Era el año 1563. En la Provincia vasca de Vizcaya, cerca de la frontera con Francia. En una familia aristocrática de España, Mariana Francisca de ...
Ver Libro
¿Europa sin Cristo?

¿Europa sin Cristo?

En este libro queremos manifestar cómo la Iglesia católica fue la principal forjadora de la cultura europea, base de la cultura occidental, y lo hizo, ...
Ver Libro
Las Maravillas de la Santa Misa

Las Maravillas de la Santa Misa

Los santos nunca hablan tan elocuentemente como cuando hablan de la Misa. Nunca pueden decir lo suficiente de este tema tan solemne. Por eso San ...
Ver Libro
El Santo de Nuestro Mundo

El Santo de Nuestro Mundo

  La mayor parte de los días del calendario llevan nombres de personalidades de la historia cristiana, a los que acompaña un carácter especial de ...
Ver Libro
Las Maravillas de la Virgen de Guadalupe

Las Maravillas de la Virgen de Guadalupe

La Virgen de Guadalupe es una de las advocaciones de la Virgen María más queridas del mundo. Su santuario de México es de los más ...
Ver Libro
¿Eres realmente libre?

¿Eres realmente libre?

El tema de la libertad es muy amplio, pero no queremos meternos en cuestiones filosóficas, que harían el libro muy abstracto. Queremos solamente trazar algunas ...
Ver Libro
Vida de San Benito Abad

Vida de San Benito Abad

Entre las obras del papa San Gregorio Magno (540-604 dC) se encuentra el Libro de los Diálogos, donde relata la vida de San Benito Abad, ...
Ver Libro
Oraciones para el camino

Oraciones para el camino

La oración es para los creyentes de todas las religiones, lo que el aire para los seres vivos. De la misma manera que no podemos ...
Ver Libro
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta