El amor produce en el hombre la perfecta alegría. En efecto, sólo disfruta de veras el que vive en caridad.

— Santo Tomás de Aquino

Monseñor Alfonso Uribe Jaramillo

Presentación

El gran «acontecimiento» de la Iglesia en los últimos años lo constituye la Renovación Espiritual.

«Para un mundo así, cada vez más secularizado, dijo el Papa Pablo VI, no hay nada más necesario que el testimonio de esta «renovación espiritual» que el Espíritu Santo suscita hoy visiblemente en las regiones y ambientes más diversos».

Esta época de la técnica con sus realizaciones y sus frustraciones requería para su salvación la aparición de lo espiritual con una fuerza nueva y con unas proyecciones y manifestaciones crecientes. Gracias al Señor esto está sucediendo.

El mundo espiritual tan desconocido y olvidado está cobrando interés creciente para muchos cristianos. El Espíritu Santo ya no es para ellos el gran desconocido. Satanás y sus espíritus inmundos no son mitos, sino realidades terribles. Como sabiamente lo expresó Pablo VI: «El mal no es ya sólo una deficiencia, sino una eficiencia, un ser vivo, espiritual, pervertido y pervertidor. Terrible realidad.

Misteriosa y pavorosa. Quien rehúsa reconocer su existencia, se sale del marco de la enseñanza bíblica y eclesiástica». (Nov-15-72)

Y ahora los Ángeles o espíritus buenos vuelven a aparecer con su realidad y con su misión de servir a los hombres. Ha llegado el momento de descubrir a la luz de la Palabra de Dios, la presencia y la acción amorosa de los Ángeles y recibir de ellos todo cuanto el Señor quiere comunicarnos por su medio.

La Renovación nos ofrece en primer lugar la luz de la Revelación para descubrir y admirar el maravilloso mundo de lo espiritual tan bien sintetizado en este corto relato de Marcos: «A continuación, el Espíritu le impulsa al desierto, y permaneció en el desierto cuarenta días» siendo tentado por Satanás. Estaba entre los animales del campo y los Ángeles le servían». (Mc 1,12 -13)

Ojalá todos nosotros contemplemos a Jesús ungido por el Espíritu, triunfador de Satanás y Señor de los Ángeles. Y que El no tenga que vivir entre animales que desconocen su presencia y carecen de fe.

El deseo para todos es el respeto y el amor a los Ángeles que son nuestros mejores amigos.

A lo largo de estas líneas veremos cada ocho días lo que escribió Monseñor Alfonso Uribe Jaramillo en lo referente a «Ángeles y Demonios». Todos nosotros debemos saber la acción de ambos, reflexionar y meditar sobre la función de cada uno de ellos.


Enlaces de Descarga


Enlaces de Descarga


Para activar los botones de descarga es necesario una suscripción. Algunos libros requieren de una suscripción de pago.

epub
epub
mobi
mobi
pdf
pdf

DETALLES DE ESTE LIBRO


Adquiere una suscripción

¿Ya tienes una suscripción?

Ingresa aquí:


Más de este autor/tema


No se han encontrado entradas.
La Elegida de Dios

La Elegida de Dios

En la soledad de las áridas tierras, junto con el ulular del viento, se oye la súplica de dos fieles de Dios, implorando, ahí esta ...
Ver Libro
¡Bendita entre las mujeres!

¡Bendita entre las mujeres!

Sin lugar a dudas, la Virgen María ocupa en nuestra fe cristiana católica, un lugar único e insustituíble. Es la Madre de Jesús, el Hijo ...
Ver Libro
La Misa una fiesta con Jesús

La Misa una fiesta con Jesús

   Vivir la misa con Jesús es hacer de cada misa una fiesta con Él. Encontrarnos con el Rey del universo, con nuestro Dios y ...
Ver Libro
La fe de los católicos

La fe de los católicos

En días tan poco favorables para la ideología católica es fácil inclinarse a pensar que el apologista católico haría mejor en ponerse a la defensiva ...
Ver Libro
Catequesis sobre el Credo

Catequesis sobre el Credo

El 4 de mayo de 2011 Papa Benedicto XVI inició, dentro de las audiencias de los miércoles, una serie de catequesis sobre la oración que ...
Ver Libro
¡A la horca!

¡A la horca!

Apunte biográfico de Robert Hugh Benson R. H. Benson (1871-1914) fue el último de los seis hijos de Mary Sidgwick y de Edward White Benson, ...
Ver Libro
Epistolario

Epistolario

  Al tiempo que me partía de Granada a la fundación de Córdoba, la dejé escrito de priesa; y después acá, estando en Córdoba, recibí ...
Ver Libro
El hombre que fue jueves

El hombre que fue jueves

El barrio de Saffron Park —Parque de Azafrán— se extendía al poniente de Londres, rojo y desgarrado como una nube del crepúsculo. Todo él era ...
Ver Libro
El gran medio de la oración

El gran medio de la oración

Varias son las obras espirituales que he publicado. Citaré las “Visitas al Santísimo Sacramento y a María Santísima”, “La Pasión de Cristo” y “Las Glorias ...
Ver Libro
Nuestra Madre

Nuestra Madre

Este año volvía a ver a Monseñor Fulton J. Sheen en la noche de un martes, a las ocho y media. Todas las semanas escuchan ...
Ver Libro
¿Qué le pasó a nuestro amor?

¿Qué le pasó a nuestro amor?

Estimado lector: Este librito que hoy pongo en tus manos resume un iti­nerario espiritual. Pasados los años y mirando hacia atrás, puedo reconocer el camino ...
Ver Libro
Formar para servir

Formar para servir

Las orientaciones y urgencias de cuantos conocen, aman y viven la Renovación Carismática Católica, van en la misma dirección: La necesidad de elegir cuidadosamente y ...
Ver Libro
¿Quo Vadis?

¿Quo Vadis?

Despertó Petronio cerca de mediodía y, como de costumbre, muy cansado. El día anterior había asistido a un banquete ofrecido por Nerón, que se prolongó ...
Ver Libro
La Iglesia de los pobres en el Concilio Vaticano II

La Iglesia de los pobres en el Concilio Vaticano II

La temática de la «Iglesia de los pobres» ha resurgido con fuerza renovada después de la elección del papa Francisco, evidenciando una de las características ...
Ver Libro
Cegó sus ojos, el Juicio Propio

Cegó sus ojos, el Juicio Propio

San Ignacio habla del “camino incierto y peligroso del propio juicio”. San Juan de Ávila exigía mucho empeño en purificar el apego al juicio propio ...
Ver Libro
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta