La vida humana debe ser respetada y protegida de manera absoluta desde el momento de la concepción. Desde el primer momento de su existencia, el ser humano debe ver reconocidos sus derechos de persona, entre los cuales está el derecho inviolable de todo ser inocente a la vida.

— San Juan Pablo II

Angel Manuel

(1ª parte)

EXODO 28. “Harás para el sacerdote vestiduras sagradas para que no le falte: majestad, gloria ni belleza,(Vestiduras santas y no vestiduras de payasos como dicen los protestantes). Los he llenado del espíritu de inteligencia para que ejerzan delante de mí las funciones del sacerdocio.

Le pondrás en el pecho el pectoral, es cuadrado y doble uno para el pecho y otro para la espalda. (Escapulario) de las sentencias del juicio. Cuando desempeñen su ministerio, se oirá el sonido de las campanillas, cuando entre al santuario para presentarse a Dios. Los santificare para que sean sacerdotes míos. El sacerdote vestirá dicha túnica cuando desempeñe su ministerio, el sacerdote está consagrado a Yave, lo consagraras con la unción santa, en su frente deberá cargar con todos los pecados del pueblo en todas sus oblaciones y sacrificios.

Los sacerdotes usaran siempre la vestidura sagrada cuando entren al santuario a cumplir su ministerio. Harán la expiación por el pecado sacrificando un cordero (Jesús), comerán del pan consagrado para la expiación, comerán de este pan porque es santificado por Dios.(El cuerpo de Cristo)

La gloria de Yave santificara la tienda de las citas con el altar. Habitare entre mi pueblo y seré su Dios, y sabrán que Yo Soy Yave.” Harás también un altar para quemar el incienso de agradable aroma a Yave, harán una pileta para el lavatorio la colocaras en el altar y se echara agua en ella para que se laven las manos y los pies y se purifiquen.(Piletas donde nuestros sacerdotes bautizan a los cristianos).

Tomaras aroma escogida como el Mirra y aceite de oliva, lo prepararas para ungir el altar. (A JESUS EN SU SEPULTURA LO UNGIERON CON ACEITE Y MIRRA). Ungirás con este aceite todas las cosas santas. Lo consagraras y serán cosas muy santas. (Recuerdan hermanos el tema que puse diferenciar y separar las cosas santas y sagradas de las cosas profanas y impuras). Todas las cosas que las toque las manos del sacerdote quedaran santificadas y serán cosas sacratísimas para mí.

Ungirás también con este aceite bendito a mis sacerdotes, porque ellos están con el sello de Dios. “Consagrados a Yave” Todas las cosas de mi altar seran santas y la tendras por cosa sagrada. Cualquier hombre extraño que prepare algo semejante a lo que les ordeno a mis sacerdotes serán exterminados.(los pastores protestantes ungen con aceites semejantes al oleo bendito sin ser sacerdotes).


Enlaces de Descarga



Enlaces de Descarga



Para activar la descarga es necesario una suscripción. Algunos libros requieren de una suscripción premium.

epub
epub
mobi
mobi
pdf
pdf


Adquiere una suscripción

¿Ya tienes una suscripción?

Ingresa aquí:


DETALLES DE ESTE LIBRO


Más de este autor/tema


El Libro del Sacristán

El Libro del Sacristán

“Ministerio” es una palabra latina que significa “servicio”. Y en las celebraciones cristianas hay muchos servicios, muchos ministerios a realizar. Algunos son especialmente decisivos, como ...
Ver Libro
El sacrificio de la Misa

El sacrificio de la Misa

CUESTIONES PRELIMINARES SOBRE EL MISMO SACRIFICIO DE LA MISA I. Qué clase de sacrificio es la Misa. Aunque muchos eran los sacrificios en la antigua ...
Ver Libro
Exorcística

Exorcística

Le doy muchas gracias a Dios de haberme concedido una vida tan llena de hechos apasionantes, por haberme otorgado una existencia que es una diaria ...
Ver Libro
Los Sacramentos, Fuente de Vida Eterna

Los Sacramentos, Fuente de Vida Eterna

Hablar de vida cristiana es, sin duda, hablar de sacramentos, de vida sacramental, porque la vida cristiana nace, crece, se desarrolla, y llega a su ...
Ver Libro
La vida oculta en Dios

La vida oculta en Dios

    El autor de estas páginas es un sacerdote que sufrió mucho y a quien el Señor colmo visiblemente. Enteramente desligado de sus notas ...
Ver Libro
Historia de San Pascual Bailón

Historia de San Pascual Bailón

España, a mediados del siglo XVI, acaba de poner término a su larga cruzada contra los musulmanes; y enriquecida con un nuevo mundo, toca al ...
Ver Libro
En tierra de nadie

En tierra de nadie

Tengo 35 años cuando empiezo a escribir estas páginas. Esta mañana, mientras corría por las ruinas del Circo Máximo en Roma, escuchando música estridente y ...
Ver Libro
Defensa de la fe católica

Defensa de la fe católica

El presente no es un tratado de Apologética (Ciencia que expone las pruebas y fundamentos de la verdad de la religión católica), pero sí un ...
Ver Libro
El Nuevo Testamento

El Nuevo Testamento

Es la parte de la Biblia cristiana compuesta por un conjunto canónico de libros y cartas escritas después del nacimiento de Jesús de Nazaret, que la tradición apostólica hizo discernir ...
Ver Libro
El tiempo de una presencia

El tiempo de una presencia

«La historia no es una simple sucesión de siglos, años, días, sino que es el tiempo de una presencia que le da pleno significado y ...
Ver Libro
Las siete lámparas de la vida cristiana

Las siete lámparas de la vida cristiana

Miércoles 13 de septiembre de 1978 Mi primer saludo va a mis hermanos los obispos que veo aquí presentes en gran número. El Papa Juan, ...
Ver Libro
María signo de esperanza

María signo de esperanza

La presente meditación sobre María fue pronunciada en Roma, hace algunos años, como conferencia. Inesperadamente despertó el interés de Edizione Dehoniane (Bolonia). La editorial alemana ...
Ver Libro
Memoria e Identidad

Memoria e Identidad

Traducción de Bogdan Piotrowski Nota del editor El siglo xx ha sido testigo de acontecimientos históricos que han marcado un cambio decisivo en la situación ...
Ver Libro
La rueda de la vida

La rueda de la vida

Tal vez esta introducción sea de utilidad. Durante años me ha perseguido la mala reputación. La verdad es que me han acosado personas que me ...
Ver Libro
San Alejo (Ilustrado)

San Alejo (Ilustrado)

Era el año 414, y el papa San Inocencio I estaba celebran­do la Santa Misa en la Basílica Vaticana en presencia del em­perador Honorio. Asistían ...
Ver Libro
El fenómeno del poder

El fenómeno del poder

Una palabra que en las consideraciones sean teórico-culturales, sean práctico-políticas de nuestro tiempo, regresa con bastante frecuencia es aquella del poder. Y no sin fundamento, ...
Ver Libro
La Música en el Culto Católico

La Música en el Culto Católico

En noviembre de 1967, el Comité de los Obispos sobre la Liturgia (BCL) publicó una Declaración sobre la música, titulada El lugar de lo música ...
Ver Libro
0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta